jueves, 10 de marzo de 2011

La pena no resuelta tras un nacimiento prematuro pone en riesgo el apego materno-infantil.


Las mujeres que resuelven su pena por tener un bebé prematuro son casi tres veces más propensas a haber creado un apego seguro con su bebé a los 16 meses post-término que las que no la resuelven.

(Maternal Resolution of Grief After Preterm Birth: Implications for Infant Attachment Security)
Prachi E. Shah, et al.
Published online January 17, 2011
PEDIATRICS (doi:10.1542/peds.2010-1080)
Generalidades, diagnóstico y tratamiento de diversas patologías lo consigue en:

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada